El euríbor cerrando 2022 en el 3% encarece las hipotecas más de 2.900 euros al año

El Euribor encadena once meses sucesivos de subidas y va a cerrar diciembre en el 3%, marcando un nuevo máximo desde diciembre de 2008. Esta cota encarece las hipotecas mucho más de 2.900 euros por año.

El índice pasó del -0,487 hasta el 2,99% en los últimos 12 meses, lo que piensa un aumento del 347 puntos básicos. Tomando como referencia el importe y el período de amortización medio de una hipoteca en España, que son 150.000 euros y 24 años, en la situacion de una revisión de forma anual de los intereses, la subida sería de 4.485 euros, lo que se traduce en un incremento de la cuota por mes de 373,75 euros, según los cálculos de XTB.

Como apuntan, el índice de referencia de las hipotecas a tipo variable sigue condicionado por la alta inflación y por las perspectivas de novedosas subidas de tipos por la parte del BCE. El IPC en la región euro tras quince meses sucesivos subiendo recula por vez primera hasta el 10%. El BCE sigue repitiendo la necesidad de subir las clases de interés para normalizar los costes, si bien en las últimas semanas, el empeoramiento económico está provocando una mayor división de críticas sobre las próximas subidas. Aun de esta forma, se estima que el tipo máximo a lo largo del próximo 2023 alcance el 3%.

Los investigadores piensan que los próximos datos van a ser determinantes, el mercado espera que el IPC de diciembre caiga en relación a noviembre, lo que podría conducir a un cambio de inclinación. Ahora conocimos el apunte preliminar de IPC de España que podría señalar que la tasas máximas en los costos ahora han tocado techo. Aun de este modo, está cinco ocasiones sobre el propósito, lo que proseguirá presionando al BCE a subir los modelos. En la primera asamblea de 2023, se estima que el BCE acreciente las clases en 25 puntos básicos, siguiendo con exactamente la misma inclinación de la Reserva Federal.

El Gobierno anunció últimamente medidas de reducción del IVA en recursos de primera necesidad y en aceites y pastas a lo largo de tres meses para calmar el peso sobre el bolsillo de los ciudadanos. Además de esto, las recientes medidas de ayudas a las hipotecas estiman que en España cerca del 70% de las hipotecas están constituidas a un tipo variable, y se estima que cerca de un millón de personas van a poder acogerse a estas medidas.

Si bien es conveniente rememorar que el problema es que las reducciones en la cuota están socias a una extensión en la vida de lo prestamos, lo que piensa un aumento de los intereses a abonar por los prestatarios. Y por consiguiente, mayores intereses en el vencimiento, agregan.

Por Dani