El crudo se reafirma por encima de 80 dólares, con China y las tormentas en el foco

El petróleo se instala estable sobre los 80 dólares estadounidenses en la mitad de las buenas novedades que vienen de China y de la preocupación por las tormentas en USA. El barril Brent cotiza a 84,19 dólares estadounidenses (+0,3%) y el West Texas, a 79,99 dólares estadounidenses (+0,5%).

China anunció este lunes a última hora la relajación de sobra medidas restrictivas para contener el Covid. Específicamente, ha comunicado el objetivo de las cuarentenas para los pasajeros de todo el mundo desde el 8 de enero. Además de esto, el valor del crudo asimismo está pendiente de la oportunidad de que las tormentas invernales en EEUU estén afectando a la logística y la producción de artículos petrolíferos y petróleo de esquisto.

Este pasado viernes, el Brent y el WTI subieron cerca de un 3%. Las dos referencias registraron sus mayores levantas por semana desde octubre. Los mercados británicos y estadounidense continuaron cerrados este lunes por la festividad de la Navidad.

«Pese a las últimas subidas de los costos del petróleo, el mercado prosigue formidablemente volátil dada la indecisión que circunda la evolución tanto de la demanda como de la oferta mundiales de crudo», dice Stephen Innes, colega directivo de SPI Asset Management. «A pesar de que los miedos a una recesión mundial han dictado la dirección de los costes del crudo en los últimos meses, posiblemente este aspecto solo domine por poco tiempo. El panorama de la oferta mundial de petróleo todavía es inquietante, puesto que Rusia podría terminar cerrando la producción y la OPEP+ podría reducirla aún mucho más», añade este especialista.

Específicamente, las fuertes levantas del crudo de finales de la semana anterior se achacaron al miedo frente a la oportunidad de un recorte de producción por la parte de Rusia.

«Hasta entonces, pensamos que la reapertura de China (segundo cliente mundial) debería contribuir a compensar la menor demanda en EEUU y Europa, lo que se traduciría en un sencillo incremento de la demanda mundial de petróleo. Con todo, la primordial fuente de indecisión del mercado del petróleo reside en la oferta, con lo que probablemente la estabilidad global del mercado continúe siendo ajustadísimo», dice Innes.

«Salvo una recesión mundial profunda y prolongada, pensamos que la intensa montaña rusa del mercado del petróleo debería seguir en 2023«, concluye este especialista.

Por Dani