tesco, retail , supermarket,

Las ventas del ámbito minorista de Reino Unido rompen la racha de un par de meses de descensos sucesivos y suben en el mes de enero, si bien solamente lo hacen un 0,5%. No obstante, en término interanuales, o sea, en frente de enero del año pasado, las ventas cayeron un 5,1%, según los datos de la Oficina Nacional de Estadísticas británica (ONS).

Los volúmenes de ventas del campo todavía se ponen un 1,4% bajo sus escenarios precedentes al coronavirus.

«Tras la fuerte caída de diciembre, las ventas minoristas repuntaron levemente en el primer mes del año, si bien la inclinación general todavía es de ocaso», afirman el directivo de estadísticas económicas de ONS, Darren Morgan.

Por campos, los volúmenes de venta de comburentes para vehículos aumentaron un 1,7% en el primer mes del año, tras la subida del 0,3% en el mes de diciembre de 2022, ya que los costos de los comburentes prosiguieron cayendo. Por su lado, las ventas de las tiendas de no alimentos aumentaron un 0,6% tras la caída del 2,5% en el último mes del año de 2022. En un caso así, los mercaderes aseguran que el desarrollo fue avalado por ofertas de ventas.

Mientras que, los volúmenes de ventas de las tiendas de nutrición cayeron un 0,5% en el mes de enero, tras descender un 0,7% en el último mes del año de 2022. Los comentarios señalan a que los clientes del servicio adquieren menos debido al incremento del coste de vida y los costes de los alimentos.

Por otra parte, la proporción de ventas minoristas en línea cayó al 25% en el primer mes del año, desde el 25,7% del mes previo. Pese a esta caída, sigue de manera significativa sobre los escenarios precedentes al Covid (19,8% en el mes de febrero de 2020).

Por Dani