Para prestar mariscos y pescados frescos a sus clientes del servicio, La Lonja de Ayamonte, una compañía de pescadores de Huelva, se ha propuesto vender este género de artículos a residencia cuya cadena de distribución se active exactamente el mismo día que son apresados.

Esto garantiza que todos y cada uno de los artículos preserven sus características hasta el día de hoy que son llevados a la mesa. Más allá de que esta compañía proporciona pescados y mariscos que proceden de toda el área ribereña de Andalucía, es la gamba blanca de Huelva entre las mucho más populares entre sus clientes del servicio.

Cuáles son las características de la gamba blanca

Este crustáceo se identifica por tener un cuerpo alargado y aplanado lateralmente, cuyo color rosa pálido se prolonga hasta la punta de sus bigotes. Su tamaño cambia entre los 8 y los 16 cm y sus ojos muestran un color obscuro que contrasta con el rosa claro de su cuerpo. Se le llama gamba blanca debido a que su tonalidad es considerablemente más clara que otros crustáceos de exactamente la misma familia, característica que tan sólo muestra este animal endémico de esta área del mar mediterráneo.

El gusto de la gamba blanca de Huelva se considera como único, puesto que tiene notas profundas y residuales de esencias marinas, las que son muy apetecidas por paladares especialistas. Las gambas son idóneas para elaborar a la plancha, si bien asimismo tienen la posibilidad de cocinarse al vapor sin que esto altere sus características de gusto ni su valor sobre nutrición. Siendo un crustáceo con poca reserva de grasa, su ingesta contribuye enormes proporciones de proteína, tal como de vitaminas B12 y B3, lo que deja complementar dietas en las que se suprima el consumo elevado de calorías.

Lozanía garantizada en la puerta del hogar

La Lonja de Ayamonte manda a sus clientes del servicio este producto justo después de su pesca sin cocinarlo o congelarlo, garantizando que su sistema de logística no altere su cadena de conservación. La Lonja no tiene mediadores, por lo que sus artículos siempre y en todo momento van a llegar en los instantes en que sus usuarios lo deseen. Si bien el valor de producto tiende a cambiar en dependencia de la temporada, la compañía busca sostener cierto margen que le deje a sus clientes del servicio realizar un presupuesto aproximado de su pedido antes de pedirlo en su web.

Los apasionados en comprar modelos de mar frescos y libres de intermediación, solo tienen que entrar a la tienda virtual de La Lonja de Ayamonte y escoger el marisco, pescado, cefalópodo o molusco con el que deseen asombrar a sus amigos y familiares. Esta pescadera se ocupará de pescar y repartir su producto siguiendo rigurosos protocolos de transporte de alimentos, con la meta de sostener las características de gusto hasta el día de hoy que se ayuda en la mesa.

Por Dani