Sam Bankman-Fried es detenido en Bahamas a petición de Estados Unidos

El efecto contagio de FTX prosigue extendiéndose. Tras BlockFi y Genesis, en esta ocasión fué el fondo de cobertura Galois Capital fué la última compañía en declararse en bancarrota tras verse atrapada en el colapso del ‘exchange’ fundado por Sam Bankman-Fried. La compañía decidió cerrar sus operaciones y devolver a los inversores el dinero que les quedaba.

Según informó ‘Financial Times’, el fondo, que en 2022 administraba 200 millones de dólares estadounidenses en activos y era entre los mayores fondos centrados en criptomonedas, comunicó a los inversores que había interrumpido sus operaciones y deshecho sus situaciones pues por el momento no era posible.

“Dada la gravedad de la situación de FTX, no pensamos que sea sostenible continuar operando el fondo tanto financiera como culturalmente. De nuevo, lamento horriblemente la situación de hoy donde estamos”, ha señalado el cofundador de Galois Capital, Kevin Zhou, en una nota apuntada a los inversionistas a la que tuvo ingreso el medio británico.

En tal misiva, Galois asegura que, tras el cierre del fondo, los clientes del servicio van a recibir el 90% del dinero no atrapado en FTX. El 10% sobrante se retendrá por un tiempo hasta el momento en que concluyan las diálogos con los gestores y el auditor, apunta ‘FT’.

También, Zhou indicó en la carta su prioridad por vender las acciones de FTX del fondo en vez de pasar por un largo desarrollo legal. Según el cofundador de Galois, los métodos de quiebra como en el que está envuelto FTX tienen la posibilidad de perdurar una década o mucho más y los usuarios en apuros de esta clase de reclamaciones “tienen mucho más experiencia que nosotros en el momento de enseñar reclamaciones frente a un tribunal de quiebras”. Desde el instante en que se comunicó esta resolución a los inversores, Galois vendió sus acciones por unos 16 centavos de dólar.

“Toda esta trágica saga, desde el colapso de Luna hasta la crisis crediticia de Three Arrows Capital y el fracaso de FTX/Alameda, hizo retroceder de manera significativa al espacio de las criptomonedas. No obstante, yo, aun en este momento, sostengo la promesa más adelante en un largo plazo del cripto”, ha añadido Zhou en su comunicado a los inversionistas.

Esta información fué confirmada por nuestra Galois Capital en comunidades, donde Zhou ha asegurado sentirse “orgulloso” por el hecho de que “si bien perdimos prácticamente la mitad de nuestros activos en la catástrofe del FTX y después vendimos por unos centavos de dólar, somos de los pocos que están cerrando con unos desenlaces iniciales hasta hoy que prosiguen siendo positivos”.

“Si bien este es el desenlace de una era para Galois, el trabajo que hemos efectuado juntos a lo largo de los últimos años no fué en balde. Por el momento no puedo mencionar mucho más que esto. Se queden alerta. Las ‘criptos’ perdurarán. Estos incidentes son temporales y van a pasar. Manténganse fuertes y buena suerte. Nos observamos por aquí”, ha sentenciado.

Zhou, que trabajó en el últimamente sancionado ‘exhange’ Kraken, es popular por sus críticas tempranas a la criptodivisa Luna y la ‘stablecoin’ TerraUSD antes de su colapso el año pasado.

Exactamente la misma Galois Capital, BlockFi y Genesis se vieron arrastradas por el colapso de FTX. BlockFi se declaró en bancarrota el pasado noviembre y demandó a la quebrada compañía de Sam Bankman-Fried, acusándola de ocasionar su caída; en los últimos días, esta demanda podría dejar que Robinhood recompre la participación que Bankman-Fried y sus asociados tienen en la compañía. Por su lado, el prestamista de ‘criptos’ Genesis, propiedad de Digital Currency Group, entró en quiebra a principios de este 2023 y ahora llegó a un convenio de reestructuración con los acreedores.

Por Dani